Constantin Cantacuzino, el mayor as rumano

Sin respuestas
Aleksandr_Nevski
Imagen de Aleksandr_Nevski
Desconectado
Prefecto de Caballeria
Desde: 12 Jul 2010

Autor: Aleksandr_Nevski, 20/Sep/2008 19:27 GMT+1:



 

Constantin Cantacuzino nació el 11 de noviembre de 1905 en Bucarest. Su padre era Mihai Cantacuzino y su madre María Rosetti. Ambos pertenecían a viejas familias nobles rumanas nobles y eran muy, muy ricos. Por ejemplo, después de 1921, cuando muchas de sus tierras fueron expropiadas y dadas a los campesinos, sus propiedades en Jilavele, todavía tenían 1,172 hectareas, una enorme superficie de tierra agrícola de alta calidad. Después de que su padre muriese, María Rosetti se casó una segunda vez con Jorge Enescu (el mejor compositor de la Rumania y un violinista de clase mundial). Constantin fue al instituto de Bucarest. Le gustaba el automovilismo y podía permitirse practicarlo todo el tiempo. Era un motorista y conductor excelente, ganando varias carreras.  Batió un nuevo record  en la carrera París-Bucarest. También jugaba al tenis y era el capitán del equipo de hockey sobre hielo rumano en el Campeonato Mundial de 1933.

                                                       

Ese año asistió a la escuela de Vuelo "Mircea Cantacuzino"  y obtuvo la licencia de piloto rápidamente. Bâzu, como era apodado, voló mucho alrededor de Europa hasta el principio de la guerra, a veces en condiciones meteorológicas muy difíciles.En 1939 ganó la competición nacional de acrobacias aéreas con su Bücker  Bü-133 Jungmeister.

En 1941 fue ¨nombrado el piloto principal de la empresa nacional de transporte aéreo LARES. Incluso aunque era un trabajo cómodo y acogedor,  logró entrar en la línea de combate como piloto de caza en la 53 Escuadrilla de Caza (equipado con el Hurricane Mk. I). A partir del 5 de julio, cuando comenzó a volar en misiones de guerra, hasta el 31 de octubre de 1941, cuando fue desmovilizado,  reclamó 4 victorias (3 DB-3 y 1 I-16) y 2 probables (1 DB-3 y 1 I-16). Después de la captura de Odesa, las fuerzas armadas rumanas redujeron el número de tropas en la línea de combate. Bâzu era uno de los reservistas que fueron enviados a casa. Volvió a tomar su posición en LARES.

Sin embargo logró volver al deber servicio activo en 1943. El 26 de abril de 1943 fue movilizado de nuevo y asignado al 7º Grupo de Caza, que fue equipado con el nuevo Bf-109G. El 5 de mayo llegó a la línea de combate y fue llamado por el comandante de la 58 Escuadrilla de Caza. El 29 de junio, él y un compañero se enfrentaron a 4 Yaks, 2 La-5 y 4 Spitfire (probablemente Yaks mal identificados), tratando de proteger a 3 bombarderos rumanos Ju-88A-4s. Su compañero mal fue alcanzado y forzado a volver a la base. Él siguió la lucha solo y derribó a 2 Spitfire. Su avión también fue dañado, pero se las arregló para escapar y hacer un aterrizaje de emergencia. Lamentablemente, dos de los bombarderos fueron destruidos. En julio voló tanto de día como de noche, aun cuando su Gustav no estaba equipado para el vuelo con visibilidad baja. Bâzu trató de parar los bombardeos soviéticos nocturnos a su campo de aviación. Los Alemanes protestaron,  considerandoló loco, entonces él tuvo que dejar las misiones nocturnas.

El 27 de julio de 1943, su celula escoltaba un avión de reconocimiento alemán. Pero debido a problemas técnicos, sólo el aeroplano de Bâzu podría ser abastecido de combustible a tiempo. Cuando alcanzó el punto de cita, el avión alemán estaba siendo atacado por un Yak 1 con una capucha roja en el motor, claramente era un as. Había otros dos Yaks que lo protegían. Él disparó desde la distancia y los Yak´s lo siguieron. Después de 2 minutos él logró ponerse detrás del as soviético y lo derribó, antes de que sus compañeros pudieran intervenir. El piloto de VVS era el teniente  Nikolay F. Khimushkin (11 derribos). Mientras volvía al campo de aviación Bâzu también derribó un Pe-2.

Entre el 2 y 5 de agosto derribó 9 aeroplanos (4 Yaks y 5 Il-2s), levantando su cuenta a 27. El 5 de agosto estaba  patrullando sólo y se encontró con una formación soviética aproximadamente de 40-50 aviones (Il-2s y Yaks). Comprendió que no podía obtener resultados excepcionales, pero podría tratar de crearles algunos problemas. Se zambulló en la formación Il-2 y derribó a 2 de ellos antes de que él fuera atacado por los cazas soviéticos. Logró quitárselos de encima, a excepción de uno de ellos, que pronto se unió a la cuenta de Cantacuzino.

                                

El día del 16 de agosto fue un día excelente para los pilotos del 7o Grupo de Caza. Se anotaron 22 derribos confirmados y 5 probables (Cantacuzino se anotó 2 La-5 y 1 Il-2).  El 28 de agosto recibió la Cruz de Hierro, 1a Clase.

En el otoño 1943 Bâzu enfermó y fue internado en un hospital y luego tuvo que quedarse un rato lejos del frente para descansar.

 

El 10 de febrero de 1944  volvió al deber en el 7o Grupo de Caza, que fue enviado al frente con de Moldavia. El 15 de abril, hubo una incursión de la USAAF y Cantacuzino y sus compañeros atacaron las formaciones de bombarderos y derribaron a 6 Liberators (él mismo derribó uno). Siguió volando misiones contra la VVS y tuvo unas pocas victorias.

El 31 de mayo el 7o Grupo de Caza fue retirado de la primera línea y asignado a la defensa de la patria. Cantacuzino permaneció en el 9o Grupo de Caza.

Bâzu se convirtió en el primer piloto rumano en derribar un Mustang el 6 de junio. Derribó otro el 15 de julio y a principios de agosto derribó 2 P-38. Después de la muerte de Alexandru Serbanescu, fue llamado para que fuera el comandante del 9o Grupo de Caza, que condujo durante la última confrontación con la VVS el 20 y 21 de agosto de 1944, cuando derribó 3 Yaks.

El Bf 109G de Bâzu

 

Después del 23 de agosto de 1944, cuando Rumania abandona el Eje, la Luftwaffe comenzó a bombardear Bucarest, desde campos de aviación cercanos a la capital, que todavía estaban en manos alemanas. Los restos de los 7º y 9º Grupos de Caza fueron traídos para proteger la capital. Bâzu derribó en esta ocasión 3 Heinkel He 111H.

Entonces le dieron una misión muy especial: transportar al teniente coronel James Gunn, el prisionero de guerra americano en Rumanía con el rango más alto, a la base aérea en Foggia y  conducir atrás a los aeroplanos de la USAAF que venían para llevar al prisionero de guerra a casa.

Voló en el Bf-109G No.31, que estaba en las mejores condiciónes, porque sólo tenía 7.5 horas de empleo. Aterrizó después de dos horas y 5 minutos de vuelo. Volvió en un Mustang, porque el Gustav no podía ser abastecido de combustible.  Necesitó sólo un vuelo para acostumbrarse a él y deslumbró a los americanos con sus acrobacias aéreas. El 25 de septiembre hizo otro vuelo a Italia. Entonces él volvió con su Grupo, que se enfrentó con los Alemanes y Húngaros en Transilvania.

 

El Bf 109 No. 31

 

Incluso aunque la Fuerza Aérea Rúmana afrontara muchas dificultades de suministro, el 9º Grupo de Caza hizo todo lo posible para cumplir las órdenes. El mal tiempo y la débil presencia de la Luftwaffe en el área, hizo que no hubiera derribos a finales de 1944. 
El 25 de febrero de 1945, durante una de las últimas ofensivas aéreas rumanas, Cantacuzino y su compañero Traian Dârjan (11 derribos), se enfrentaron a una formación de 8 Fw-190F, que atacaban a la infantería aliada. En la reyerta que siguió, Bâzu consiguió derribar a uno de los alemanes. Mientras buscaban el sitio del choque para validar la reclamación de victoria, no vieron a dos Bf-109G alemanes acercarse. Estos derribaron a los  descuidados pilotos rumanos muy rápidamente. Dârjan murío.

Después del final de la guerra, Cantacuzino fue desmovilizado y devuelto al LARES. Tenía 69 victorias (53 confirmadas) y era el mayor as rumano. Él es probablemente uno de los pocos pilotos, que derribaron aeroplanos soviéticos, estadounidenses y alemanes.

Los tiempos cambiaron en Rumania. La URSS impuso un régimen comunista que comenzó a confiscar propiedades privadas y encarcelar a la vieja élite y a todos los que no pensaban como ellos. Bâzu perdió todas su tierras y pronto su esposa lo abandonó. Logró escaparse a Italia en 1947 y luego se instaló en España. Allí la comunidad rumana le ayudó a comprar un aeroplano, para ganarse su vida en salones aeronáuticos. Murió el 26 de mayo de 1958. Hay dos versiones de su muerte: uno es después de una operación quirúrgica fracasada y el segundo cuando su avión se estrelló.

Fuentes:http://www.worldwar2.ro/arr/?article=683

 


    http://www.mundohistoria.org/sites/default/files/users/user21/zzzcopa1-1.gif    500-cruz foto