La histórica vacada de los Duques de Veragua