2ª Guerra Mundial

Amen

Dos sistemas: por una parte la maquinaria nazi... y por otra la diplomacia del Vaticano y de los Aliados. Pero dos hombres luchan desde dentro. El primero es Kurt Gerstein, químico y miembro de las SS que en la vida real se encargaba de suministrar el gas Ziklon B a los campos de la muerte. Pero eso no le impide denunciar los crímenes, alertando a los Aliados, al Papa, a los alemanes y a sus iglesias, jugándose la vida y la de su familia.

Salvar al Soldado Ryan

Durante la invasión de Normandía, en plena Segunda Guerra Mundial, a un grupo de soldados americanos les es encomendada una peligrosa misión: salvar a un solo hombre. La patrulla del capitán John Miller debe arriesgar sus vidas para encontrar y devolver a casa al soldado James Ryan, cuyos tres hermanos han muerto en el conflicto bélico. Lo último que se supo del soldado Ryan es que se lanzó con su escuadrón de paracaidistas detrás de las líneas enemigas.Basado, con ciertas licencias, en un caso real; la película narra un emotivo episodio de la Segunda Guerra Mundial. Dos secuencias fueron para mi absolutamente demoledoras: la escena inicial del desembarco, realismo puro y duro. Y la angustia de la muerte del sanitario.

Para ver cien veces, y no dejar de encontrarle algo nuevo.