Afganistán: encrucijada de imperios MHM3 (preview)

Sin respuestas
eljoines
Imagen de eljoines
Desconectado
Dictator-Administrador
Admin ForoModerador
Desde: 25 Ene 2015
¡Ven, ven, quienquiera que seas, ven!
Infiel, religioso o pagano, poco importa.
Nuestra caravana no es la de la desilusión!
Nuestra caravana es la de la esperanza!
¡Ven, aunque hayas roto mil veces tus promesas!
¡Ven, a pesar de todo, ven!
                 (Yalal ad-Din Rumi, poeta afgano del siglo XIII)
  
Muyahidines en 1979. La CIA apoyaba su lucha contra la ocupación soviética. (Clik para ampliar)

EL RUGIDO DE LA VENGANZA

La caravana de tropas de la Fuerza Internacional de Asistencia para la Seguridad (ISAF) perteneciente a la española Brigada de Infantería Ligera Aerotransportable (BRILAT) se extendía en una larga columna por la carretera que atraviesa el agreste territorio del distrito de Shindar, en la provincia de Herat. Se respira tensión entre los soldados españoles que conducen cinco BMR y un Vamtac, como escolta de doce camiones que transportan suministros a los soldados del ejército nacional afgano. También les acompañan un camión táctico pesado Vempar y dos vehículos estadounidenses.

El convoy regresa de una instrucción de tropas afganas rumbo a Camp Stone, cerca de Herat, donde encontrarán la relativa seguridad de una base de apoyo avanzado (FSB); lo más parecido al hogar que pueden encontrar en aquel lejano país. Una ducha caliente y una cama los esperan tras una misión cumplida. Habían pernoctado la noche anterior en la base de un equipo de reconstrucción provincial (PRT) estadounidense en Farah pero aún les queda un largo camino hasta casa.

El calor y el polvo levantado por los vehículos no hacen que el viaje sea un placentero paseo para los encargados de las ametralladoras. En el interior del vehículo se está más fresco y al menos no se ven fantasmas en cada rincón. La charla con los compañeros distrae la ansiedad. Un destartalado vehículo civil se cruza con....

 

Para terminar el articulo:

Si no eres socio de MH todavía pulsa aquí

Si eres socio de MH pulsa aquí