Batalla de Patay: El fin de la supremacía Inglesa en Francia

10 respuestas [Último envío]
eljoines
Imagen de eljoines
Desconectado
Dictator-Administrador
Admin ForoModerador
Desde: 25 Ene 2015

La batalla de Patay se libró el 18 de junio 1429 entre los ejércitos de Francia e Inglaterra en las afueras del pequeño pueblo de Patay, en el norte-centro de Francia. La batalla fue la última de un conjunto de operaciones francesas conocido como la campaña del Valle del Loira, bajo el mando de Juana de Arco y dio lugar a una gran victoria para los franceses.

Trasfondo:

A pesar de su gran victoria en Agincourt (1415) y del Tratado de Troyes (1420), Enrique V de Inglaterra murió en agosto 1422 con su sueño de convertirse en rey de Francia sin terminar. Su hermano, Juan de Monmouth y el duque de Bedford, quedaron como regentes de Inglaterra, el encargado de la obtención de la corona inglesa era para su sobrino, el infante Enrique VI (hijo del fallecido Enrique V y su esposa, Catherine de Valois). La posición de Inglaterra era que, según los términos del Tratado de Troyes, Enrique VI debería heredar la corona de Francia tras la muerte de Carlos VI de Francia, que murió unas semanas después de Enrique V. No obstante, los términos del tratado impuesto a un mentalmente desquiciado rey no fueron aceptadas por un número importante - muy probablemente la mayoría - de franceses. La Guerra de los Cien Años entonces continuaría y entraría en una crucial fase final.

La campaña del Loira:

Los Ingleses estaban decididos a conquistar Francia por lo que reanudaron su ofensiva desde sus dominios en Francia. Tras las victorias en las batallas de Cravant(1423) y Verneuill(1424), Los ingleses se sienten en condiciones de ir por Carlos VII, lo que significaba invadir los territorios al sur del río Loira. La ciudad de Orleans era la cabeza de puente obvia para la gran ofensiva.

Tras conquistar las plazas fortificadas aledañas a la ciudad(Justamente las que reconquistaría Juana mas tarde), los ingleses finalmente pusieron bajo asedio Orleans. Es en este momento donde interviene Juana de Arco para auxiliar la ciudad.

Tras ocho meses de largos combates los franceses logran entrar en Orleans y capturarla. A partir del levantamiento del sitio, los franceses se dedicaron durante un mes al reclutamiento y consolidación de fuerzas para la próxima fase de las operaciones. A principios de junio se celebró una reunión de los generales en la que estuvo presente el delfín Carlos donde se decidió la estrategia a seguir: limpiar completamente el valle del Loira y desalojar a las tropas inglesas.

 

 

 

Asedio de Orleáns. Los cañones franceses disparando a las murallas.

 

El ejército francés se reunió y organizó en Orleans y Juana se encontró allí con los demás el día 9. Ese mismo día el ejército se puso en marcha hacia Jargeau, primer objetivo para su campaña del Loira.

Los franceses escalaron las murallas de Jargeau el 12 de Junio. Durante esta acción, Juana fue golpeada en la cabeza, pero su casco la salvó. Jargeau cayó y Suffolk, comandante inglés, fue hecho prisionero.

El ejército francés marchó inmediatamente de nuevo a Orleans (13 de junio), y se dirigió a Meung, el 14 de junio. El día 15 fue finalmente conquistada capturando un vital puente que atravesaba el río.

El día 15, los franceses procedieron a la orilla sur para asediar Beaugency. El bombardeo continuó hasta el día 16, y la ciudad se rindió. La guarnición Inglés, comandado por William Gough, se retiró al castillo. Los términos de la rendición permitieron a los soldados Ingleses marchar libres en la mañana del día 17. También el 17, llegó un ejército de refuerzo al mando del Condestable Arturo de Richemont (unos 1000 caballeros) que se unió al ejército de Juana de Arco.

 

 

La campaña del Loira.

 

Hacia la batalla:

El 17 de junio llegaron refuerzos ingleses al mando de Sir John Fastolf desde París; Esa misma tarde se unieron con Talbot y el ejército inglés se dirigió a Meung, a pocos kilómetros de beaugency(cuya ciudad estaba sitiada por los franceses) y esa noche trataron de tomar la caseta fortificada de vigilancia al sur del puente de Meung. Usaron cañones, pero no la pudieron tomar hasta la mañana del día 18.

Al enterarse de la gran fuerza de los ingleses: aproximadamente 6000 que se acercaba, los capitanes franceses (cuyo ejército se encontraba en beaugency), entre ellos el duque de Alençon, Dunois, el Bastardo de Orleans, y varios otros líderes franceses se reunieron con Juana para decidir que debían hacer.

Dunois más tarde describió el encuentro:

 

"El condestable de Richemont, yo y varios otros estaban presentes, el duque de Alençon, dijo a Joan:" ¿Qué debemos hacer? ' y Juana respondió a voz en grito: "Tienen buenas espuelas todos ustedes! Al oír estas palabras, los presentes le preguntaron a Juana: "¿Qué has dicho? ¿Vamos a retroceder? Juana respondió: "No, los ingleses están retrocediendo, no se van a poder defender, y necesitaran buenas espuelas para perseguirlos..."

 

Los líderes franceses, probablemente todavía temerosos tras conocer al gran tamaño de la fuerza inglesa, continuaron dudando. La Hire y otro caballero, dijeron a Juana: "Los ingleses están llegando, en orden de batalla y están dispuestos a luchar". Sin embargo Juana insistía en atacar.

Los ingleses habían marchado un poco al sur de Meung y cavaron sus clásicas defensas. Después de esperar algún tiempo para que los franceses atacaran los desafiaron a presentar batalla sin embargo estos decidieron esperar.

El ejército inglés se retiró a Meung para pasar la noche donde hicieron los preparativos para avanzar contra los franceses para rescatar Beaugency al día siguiente.

Sin embargo el 18 de julio Fastolf y Talbot se enteraron de que Beaugency había sido tomada por los franceses por lo que decidieron retirarse de nuevo hacia París, yendo hacia Janville.

Los franceses se deciden a atacar:

El ejército francés los sigue tomando por Meung, pero de nuevo parece haber cierta vacilación de los dirigentes franceses para atacar. Sin embargo Juana esta vez estaba decidida a atacar e intentó convencer a los demás comandantes para que lucharan: "En nombre de Dios, nosotros debemos luchar, porque si ellos se cuelgan de las nubes nosotros igual los agarraremos, porque Dios nos envía para castigarlos. Le daremos a nuestro Rey la mayor victoria que ha tenido en mucho tiempo y mi consejo me dice que ellos (el ejército inglés) son todos nuestros! ".. Juana estaba decidida encontrar a los ingleses como sea.

 

 

 

La doncella de Orleans envió a 80 jinetes comandados por La Hire y Xantrailles a ubicar la posición de los ingleses, esta temía que los ingleses encontraran un campo de batalla a su gusto. Cuando tuvieron a la vista la pequeña aldea de Patay todavía no habían podido localizar al ejercito enemigo, que se encontraba muy cerca de allí, cuyos bosques no permitía ver donde se encontraban los ejércitos.

Mientras tanto los ingleses, que tras retirarse de Meung se habían dirigido a Patay(Con destino a parís) decidieron cerca de allí acampar(tras saber que los franceses se le venían encima) y establecer sus clásicas defensas con estacas, para proteger a sus arqueros.

La historia del ciervo:

Mientras las fuerzas de Talbot se preparaban para luchar terminando de construir las estacas la avanzada al mando de La Hire continuaba buscando a los ingleses, pero a continuación ocurrió un hecho totalmente imprevisto para ambos contrincantes, que sería definitivo para la batalla: Un caballero borgoñón que luchaba para el ejercito de Talbot llamado Jean de Waverin du Forestel describió lo que ocurrió inmediatamente después:

 

"Los franceses todavía no nos habían encontrado, nosotros tampoco sabíamos donde estaban, cuando vi un ciervo salir del bosque, que siguió su curso hacia Patay, muy cerca de la retaguardia inglesa, estos lanzaron un grito para que sus compañeros cazaran al animal, sin embargo los jinetes franceses escucharon el grito ya que se encontraban muy cerca y descubrieron nuestra posición al igual que nosotros los vimos a ellos, inmediatamente avisaron a sus capitanes lo que habían visto y que era el momento de atacar. Cuando los ingleses dijeron que los franceses se acercaban se apresuraron a ir a sus coberturas"

 

La batalla:

Sabiendo que los franceses estaban cerca alrededor de 500 arqueros, bajo la dirección de Talbot, empezó a colocar sus estacas en una línea paralela a la carretera de Patay. Detrás de los arqueros, en una Antigua Carretera romana que servía como camino hacia el norte, Fastolf organizó la mayor parte de sus fuerzas en una cresta.

La suerte había estado del lado de los franceses y los exploradores regresaron con un simple mensaje "Los hemos encontrado!" y Lahire respondió ordenando a su caballería(Unos 1.500) en línea de batalla y atacar. La caballería pesada de los franceses sorprendió a los arqueros ingleses con sus defensas a medio terminar atacando los flancos donde estos se encontraban. El pánico se apodero de los indefensos soldados, Fastolf quién mandaba el cuerpo principal de la caballería intentó reintegrarse a la vanguardia de su ejército que estaba a corta distancia en algunas coberturas. El comandante de la vanguardia confundió la acción de Fastolf pensando que se retiraba y ordenó la retirada completa de sus hombres hacia París.

 

 

 

El resultado de esto fue la masacre al por mayor de los hombres que se quedaron en el campo batalla, el propio Talbot fue capturado. Fastolf al observar que estaba todo perdido y decidió retirarse: "Los franceses estaban tan adelante en la batalla que podían tomar o matar a voluntad". Los muertos en Patay se estimaron en 4000(no es exacto, se habla también de 2500)  para los ingleses, mientras que los franceses perdieron alrededor de 100 hombres.

Consecuencias:

Fastolf consiguió escapar a París, por lo que fue acusado de cobardía y cayó en el mayor descrédito, a tal punto que Juan, duque de Bedford, lo culpó por la derrota y le quitó su rango de caballero.

La batalla fue clave para concluir con la decisiva campaña del Loira. Tras la batalla los franceses empezaron a cambiar el rumbo de la Guerra de los Cien Años. La derrota infligió pérdidas significativas en la cantidad de arqueros ingleses (Su mantenimiento era muy costoso y su entrenamiento llevaba mucho tiempo), así como fue una de las primeras veces que una carga de caballería francesa había podido superar a los arqueros.

 

 

 

Mapa de la zona del conflicto.

 

Después, tras liberar el Río Loira de ingleses, el ejército francés marchó al norte hacia Reims para apoyar la coronación de Carlos VII de Francia, lo que terminó con la disputa por la sucesión del trono francés.

Los ingleses perdieron la iniciativa después de que Juana de Arco revitalizase las fuerzas de Carlos VII. Para la década de 1430 estabilizarían su posición. En la década de 1440 los recursos de Carlos VII se incrementarían y reformaría el ejército. En 1449 los ingleses volverían a provocar la guerra ¿la causa? El gobierno estaba en bancarrota.

 

 

 

Coronación de Carlos VII en Reims.

 

Conclusión:

En primer lugar la falta de tiempo que tuvieron los arqueros ingleses para construir sus defensas fue un factor fundamental en el desarrollo de la batalla. Además estos se vieron desbordados por ambos flancos por la caballería francesa.

Una cosa a mencionar es la participación de Juana de Arco en esta batalla. A diferencia de los anteriores enfrentamientos, donde los combates eran de asedio, esta batalla se desarrolló en campo abierto y Juana no tuvo participación alguna, ya que ella mandaba la retaguardia junto al Condestable de Richemont. Sin embargo es de resaltar la capacidad que tenía Juana para ponerse al mando de un Ejército e incluso lograr destacar por sobre el resto de los comandantes.

 

 

 

Juana de Arco.

 

Juana acepto en Beaugency la ayuda del Condestable que había llegado por iniciativa propia con unos 1200 caballeros pese a la oposición del Duque de Alençon que estaba enemistado con Richemont (La causa era que Richemont había estado luchando del lado inglés, pero tras una disputa con el Duque de Bedford decidió alejarse), estos refuerzos eran muy valiosos ya que los ingleses habían también recibido refuerzos. Juana evito el enfrentamiento entre ambos logrando que cooperaran para la causa. Pero este soldado con experiencia y muy consciente de la práctica militar británica desde su captura en Agincourt, había sido desterrado de la corte y rechazó la campaña anterior por las intrigas de Trémoille(consejero de Carlos VII). Alençon había recibido órdenes estrictas del rey de no hablarle y ordenarle que se retirase. Juana la convenció "porque se necesitaba ayuda", se comprometió a obtener la reconciliación con el rey y el condestable había jurado servir con lealtad al rey.

Se podría decir que el principal aporte de Juana de Arco fue su orden de perseguir a los ingleses antes de que estos encontraran un lugar de batalla a gusto, pese a que el resto de los líderes franceses no estaban de acuerdo.

Esto fue fundamental, ya que su orden de "Apurar espuelas" fue clave para encontrar a los ingleses y sorprenderlos.

 

Fuentes:

www.maidofheven.com

www.xenophongroup.com

militaryhistory.about.com

smu.edu

Atlas ilustrado la guerra en la Edad Media: 768-1492 - Nicholas Hooper,Matthew Bennett

Tito
Imagen de Tito
Desconectado
Consul-Coordinador
CoordinadorModeradorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Vaya curioso, no conocía esta batalla de Juana de Arco. Es extraño, la mayor parte de películas sobre este personaje no la reflejan, limitandose a señalar la entrada en Orleans y el fracaso en París.

 

Respecto al ejército ingles... ¿Sólo poseían 500 arqueros o esa era una simple avanzadilla? Porque su eficacia era grande, pero cuando se juntaban un gran número de ellos lanzando lluvias mortíferas. 500 no podrían hacer mucho daño frente a una carga de 1.500 caballeros, incluso aunque hubieran terminado sus defensas.

Sin embargo es de resaltar la capacidad que tenía Juana para ponerse al mando de un Ejército e incluso lograr destacar por sobre el resto de los comandantes.

Esto también me parece a mí, al menos si las fuentres francesas no mienten y manipulan abiertamente. Muchas personas creen que Juana (en su condición de mujer plebeya, soltera y sin hijos, cosa que en la Edad media te situaba practicamente al nivel social de un animal de compañía, es muy duro decirlo pero así era), no era mas que un títere, una especie de estandarte para mostrarlo en la batalla. Pero las fuentes narran que poseía auténtico caracter de mando.

 

Un saludo

 


wallace-will
Imagen de wallace-will
Desconectado
Senador-Moderador
Moderador
Desde: 30 Nov 2009

 Vaya curioso, no conocía esta batalla de Juana de Arco. Es extraño, la mayor parte de películas sobre este personaje no la reflejan, limitandose a señalar la entrada en Orleans y el fracaso en París.

 

Es cierto, lo que pasa que no fue una batalla en la que participaron grandes ejércitos, es mas solo la vanguardia del ejercito francés combatió, y parte del ejercito inglés se retiró, sin embargo fue importante para el desarrollo de la guerra.

 Respecto al ejército ingles... ¿Sólo poseían 500 arqueros o esa era una simple avanzadilla? Porque su eficacia era grande, pero cuando se juntaban un gran número de ellos lanzando lluvias mortíferas. 500 no podrían hacer mucho daño frente a una carga de 1.500 caballeros, incluso aunque hubieran terminado sus defensas.

Lamentablemente no encontré muchos datos sobre el número de los ejércitos, es más, hasta me costo tratar de narrar lo ocurrido durante la batalla, así que me basé en pocas fuentes , aunque supongo de debe haber sido así, no olvidemos que los arqueros estaban "apoyados" por mas soldados ingleses que se encontraban detrás de ellos.

Este ejercito era el que tenía como misión tratar de recuperar Beaguncy, por lo que no era una avanzadilla, igual eran pocos efectivos, y los franceses no eran muchos más tampoco.

 

 Esto también me parece a mí, al menos si las fuentres francesas no mienten y manipulan abiertamente. Muchas personas creen que Juana (en su condición de mujer plebeya, soltera y sin hijos, cosa que en la Edad media te situaba practicamente al nivel social de un animal de compañía, es muy duro decirlo pero así era), no era mas que un títere, una especie de estandarte para mostrarlo en la batalla. Pero las fuentes narran que poseía auténtico caracter de mando.

Mucha de la información que sabemos acerca de Juana fueron extraídas del juicio que le hicieron, también hay relatos de testigos presenciales como el Duque de Alenson o La hire, así que no creo que sean falsos o muy exagerados, lo que si es que las fuentes afirman que verdaderamente comandaba el ejército, pero puede ser exagerado, pero yo creo que lo hacía, aunque con la ayuda del resto de los comandantes.

Un saludo!

 


KiKeKiLLeRJoY
Imagen de KiKeKiLLeRJoY
Desconectado
Legionario
Desde: 1 Abr 2011

Siempre me ha parecido una historia muy curiosa la guerra de los 100 años, una guerra sobre la que realmente no suele hablarse. De toda esta guerra obviamente el personaje popularmente mas comentado es el de Juana de Arco, por el hecho de que veia a Dios, y estoy casi seguro que mucha gente piensa que ni siquiera existio Juana, por el hecho del misticismo que acabo de comentar.
Pero lo cierto es que a la vista esta de que si existio y me produce gran curiosidad el hecho de que como bien dices aqui, llegaba a comandar los ejercitos franceses, y a la vista esta que con muy buenos resultados. Si nos ponemos en el lugar de los comandantes franceses debio ser dificil de creer que una campesina, plebeya, sin formacion militar alguna, pudiera llevar a cabo semejantes victorias y tan decisivas.
Esto ultimo me produce curiosidad, porque da que pensar la cantidad de naopoleones, julios cesares, alejandros magnos...etc innatos que habra dado la historia y que por el hecho de no darse las circunstancias apropiadas de poder comandar un ejercito,no siquiera habran podido poner en practica su "don" por decirlo de alguna forma. Quien sabe quizas si las circunstancias se hubiesen dado, estos estrategas desconocidos podrian haber cambiado la historia tal como la conocemos.

 

Buen articulo !! Un Saludo !!

Tito
Imagen de Tito
Desconectado
Consul-Coordinador
CoordinadorModeradorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Cuando me refería a que al parecer Juana poseía caracter de mando, no me refiero desde luego a que fuera una gran táctica ni estratega en el campo de batalla, ya que no tenía experiencia ni instrucción militar. Me refería a su caracter, personalidad... No era una mujer que se amilanara y se quedara como un estandarte quieta sin decir palabra. De lo que si estoy seguro es que las tropas las dirigían sus cercanos seguidores, y las victorias son más mérito de ellos que de Juana: la Hire, Alençon, Richemont...

 


KiKeKiLLeRJoY
Imagen de KiKeKiLLeRJoY
Desconectado
Legionario
Desde: 1 Abr 2011

Si, eso lo se, pero a la vista esta que de lo expuesto, como tu bien dices su caracter fue decisivo, ya sea por estaratega o no, fue un factor clave en el desenlace de esta campaña. Y al igual que ella podria haber mil como ella o mejores, que podrian haber cambiado el curso de muchas guerras o paises, a eso me referia yo, ya no solo a la pura estrategia en una batalla.

Tito
Imagen de Tito
Desconectado
Consul-Coordinador
CoordinadorModeradorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Claro, es que además la moral que puede inspirar una persona a las tropas, y el que crean que luchan por una causa "divina", es un factor decisivo para lograr la victoria.

 


wallace-will
Imagen de wallace-will
Desconectado
Senador-Moderador
Moderador
Desde: 30 Nov 2009

Tito ha escrito

Cuando me refería a que al parecer Juana poseía caracter de mando, no me refiero desde luego a que fuera una gran táctica ni estratega en el campo de batalla, ya que no tenía experiencia ni instrucción militar. Me refería a su caracter, personalidad... No era una mujer que se amilanara y se quedara como un estandarte quieta sin decir palabra. De lo que si estoy seguro es que las tropas las dirigían sus cercanos seguidores, y las victorias son más mérito de ellos que de Juana: la Hire, Alençon, Richemont...

No se hasta que punto sucedía esto, es cierto que al principio durante el asedio de Orleans los comandantes franceses,principalmente el Duque de Orleans eran reticentes a darle información a Juana de Arco sobre las operaciones en la ciudad, pero la moral que producía en la tropas la hacía muy popular, así que tras la toma Orleans se convirtió verdaderamente en la comandante del ejercito francés, pero es un tema complicado que ni los historiadores se ponen de acuerdo, igual creo que la última palabra acerca de la decisiones que había que tomar la tenía ella.

Un saludo! 

 


Príncipe Rupert
Imagen de Príncipe Rupert
Desconectado
Auxilia
Desde: 18 Mar 2011

Los arqueros ingleses eran muy vulnerables ante la caballería francesa. No es nada inusual que las derrotas inglesas comenzaran a producirse cuando los franceses aprendieron a combatir a sus adversarios con tácticas eficaces. De ahí que en los últimos años del conflicto las grandes batallas escaseen mientras que crece el número de escaramuzas y combates entre fuerzas más reducidas. La movilidad de la caballería cuando no se veía lastrada por la impedimenta permitía dar estos golpes de mano tan desagradables. Poco antes de Patay, en Verneuil, 600 jinetes lombardos con armaduras más ligeras que las de los hombres de armas franceses lograron penetrar en las defensas de estacas de los arqueros ingleses y les causaron graves pérdidas. En Formigny, mucho después, cuando la victoria parecía inclinarse del lado inglés, la caballería del duque de Bretaña apareció por un flanco desprotegido e hizo trizas a los arqueros... Con grupos más pequeños y veloces, como se ve, era posible neutralizar a los temidos arcos largos.

 


Que nadie se atreva a decirme que la pluma es más poderosa que la espada – Don Miguel de Cervantes

Tito
Imagen de Tito
Desconectado
Consul-Coordinador
CoordinadorModeradorResponsable MHMRedactor MHMSocio MH
Desde: 15 Ago 2009

Príncipe Rupert ha escrito

Los arqueros ingleses eran muy vulnerables ante la caballería francesa. No es nada inusual que las derrotas inglesas comenzaran a producirse cuando los franceses aprendieron a combatir a sus adversarios con tácticas eficaces. De ahí que en los últimos años del conflicto las grandes batallas escaseen mientras que crece el número de escaramuzas y combates entre fuerzas más reducidas. La movilidad de la caballería cuando no se veía lastrada por la impedimenta permitía dar estos golpes de mano tan desagradables. Poco antes de Patay, en Verneuil, 600 jinetes lombardos con armaduras más ligeras que las de los hombres de armas franceses lograron penetrar en las defensas de estacas de los arqueros ingleses y les causaron graves pérdidas. En Formigny, mucho después, cuando la victoria parecía inclinarse del lado inglés, la caballería del duque de Bretaña apareció por un flanco desprotegido e hizo trizas a los arqueros... Con grupos más pequeños y veloces, como se ve, era posible neutralizar a los temidos arcos largos.

 

Tienes razón. por eso creo un error hablar de Crecy o Agincourt como "el fin de la caballería", como a veces se ha hecho. El error en estas dos batallas no fue la poca utilidad de la caballería en sí, que pudiera ser ahora de poco valor ante formaciones de infantería, sino que dichas derrotas vinieron propiciadas por un mal planteamiento táctico. Pongo un ejemplo muy simple. Lanzar un batallón de infantería en plena I Guerra mundial, contra una trinchera alemana repleta de nidos de ametralladoras ¿significaría el fin de la infantería como fuerza de combate útil? Rotundamente no. 


De hecho en el siglo XV la caballería está en pleno apogeo, así como el ideal caballeresco. El siglo XVI, que ya conoce las armas de fuego, tendría a la caballería como uno de sus puntales en las batallas. Y, con excepciones como Pavía, donde los franceses volvieron a cometer el mismo error, la caballería realizó su función con eficacia.

A veces se dice que la infantería desplazó a la caballería como fuerza fundamental en los ejércitos. Pero fijaos que Carlos VI, rey de Francia en los últimos coletazos de la guerra de los 100 años, reforma el ejército francés implantando una fuerza de caballería eficáz organizada en "Compañías de Ordenanza".

 

Lo que sí resulta evidente es cada vez una mayor profesionalización en las tropas y los mandos del ejército. Y desde luego la implantación de una mayor disciplina. Los caballeros nobiliarios ya no podía hacer y deshacer a su gusto. Atacar o retirarse del combate por iniciativa propia sería ahora castigado con severidad. Pero la caballería no se vería relegada, simplemente se integra en el ejército como una fuerza más.

 

Pero tampoco nos engañemos. En la propia Edad media era extraño que la caballería actuara sin el apoyo de la infantería, o que ésta no tuviera ningún papel importante en los combates. Al menos fuera de los golpes de mano y escaramuzas habituales donde sí actuaban en solitario. Lo habitual era que combatieran en un planteamiento táctico conjunto. Ahí tenemos Hastings, Navas de Tolosa o Bouvines, entre otras batallas.

No se puede hablar realmente de "el fin de la caballería" hasta el propio siglo XX, con la llegada de una carrera armamentística que vendría a sustituir su función.

Saludos

 


wallace-will
Imagen de wallace-will
Desconectado
Senador-Moderador
Moderador
Desde: 30 Nov 2009

Es cierto lo que comentan, y claro, la caballería seguía componiendo(y en un número importante) los ejercitos del siglo XVI y XVII pero hay que decir también que ya no tenían la misma importancia que durante la edad media, la infanteria les había quitado su relevancia en las batallas, pero siempre siguieron utilizandola.

Y cuando los franceses supieron las debilidades de los arqueros ingleses, pudieron derrotarlos.

 Pero tampoco nos engañemos. En la propia Edad media era extraño que la caballería actuara sin el apoyo de la infantería, o que ésta no tuviera ningún papel importante en los combates. Al menos fuera de los golpes de mano y escaramuzas habituales donde sí actuaban en solitario. Lo habitual era que combatieran en un planteamiento táctico conjunto. Ahí tenemos Hastings, Navas de Tolosa o Bouvines, entre otras batallas.

Es muy cierto, de hecho los propios ingleses durante la guerra de los cien años era raro que usaran caballos, los caballeros pelaban casi siempre a pie, incluso en crecy y azincourt, y hay mas ejemplos todavía.