El ultimo dia para constantinopla, el fin de la edad media

Sin respuestas
eljoines
Imagen de eljoines
Desconectado
Dictator-Administrador
Admin ForoModerador
Desde: 25 Ene 2015

Autor: AzteK_2412, 23/Sep/2009 16:32 GMT+1:


 

Los cronistas de la época creían que las murallas eran infranqueables, y de hecho la historia había demostrado que con los suficientes defensores así era. Pero esta vez lo atacantes contaban con artillería y los muros no habían sido pensados para soportar ataques de esta, por lo que los muros empezaron a ceder en menos de una semana.

El 22 de Abril, el general Zaganos Pasha, ante la imposibilidad de atravesar la cadena que cerraba el Cuerno de Oro, ordenó la construcción de un camino de rodadura al norte de Galata, por donde sus navíos podrían ser empujados por tierra, evitando la gran barrera. Con los navíos situados en frente de la ciudad dentro del Cuerno de Oro, se cortaron los tan necesarios suministros de la vecina colonia genovesa de Galata situada al otro lado del cuerno. Moralmente también supuso un golpe muy fuerte sobre los defensores.

Los días seguían y los bombardeos continuaban desde los dos frentes, aunque los enfrentamientos directos entre soldados bizantinos y otomanos no eran muy habituales. Los intentos de asalto por parte de los turcos con torres de asedio fracasaban, al igual que los intentos de cavar túneles por debajo de las murallas que eran repelidos por los bizantinos que contraatacaban con otros túneles desde los cuales sorprendían a los atacantes con fuego y agua.

Pero la situación era cada vez más crítica, los soldados y la mano de obra estaba cansada y los recursos escaseaban. El mismo Emperador Constantino XI en persona coordinaba las defensas e inspeccionaba las murallas, lo cuál animaba a las tropas. Pero fue con la llegada de los malos presagios que el desánimo empezó a cundir, el eclipse lunar fue sólo el primero, pero al día siguiente durante una procesión para pedir la intercesión de la Virgen María uno de los iconos más sagrados cayó de su marco al suelo, la desconcertada procesión continuó sólo hasta el momento que una repentina tormenta de granizo convirtió las calles de la ciudad en torrentes. Si no fuera suficiente con los presagios, los navíos prometidos por los venecianos parecían no llegar nunca.

Sin ser ni mucho menos tan graves, los turcos también tenían su problemas, mantener un ejército de 100,000 hombres era caro y entre los oficiales se empezaba a dudar de las estrategias del Sultán. Así el Sultán llegó a ofrecer la posibilidad de perdonar la vida de los cristianos si estos entregaban la ciudad o incluso llegar a levantar el cerco a cambio de un tributo. Pero Constantino se vio forzado a rechazar la oferta por que las arcas del imperio estaban vacías desde los tiempos de la Cuarta Cruzada.

El día 28 fue día de descanso y preparación para el asalto final, que se llevaría a cabo a la mañana siguiente, el 29, una fecha que los astrólogos del Sultán habían profetizado como nefasta para los "infieles". El día 28 por primera vez en los últimos dos meses, no se oyó el ruido de los cañones. Sólo se oía el ruido de las campanas de todas las iglesias de Constantinopla que tocaron durante todo el día para levantar la moral. Mientras, iconos y reliquias eran llevadas en procesión alrededor de las murallas de la ciudad. Ese día Emperador y pueblo (católicos y ortodoxos), rezaron juntos por última vez en Santa Sofía, incluso clérigos que habían jurado no volver a pisar la catedral hasta que no se limpiará de la polución romana acudieron.

 

 

El dia del fin para Constantinopla

 

Un 29 de Mayo, en el 1453, los defensores de Constantinopla ocupaban sus puestos en las murallas, preparados para resistir el que sería el asalto final de los otomanos sobre su ciudad. Una fanfarria de trompetas y un redoble de tambores marcó su inicio cuando aún era de madrugada. El honor de ser los primeros en marchar sobre la ciudad cayó sobre los Bashi-bazouk un cuerpo de mercenarios en el que aparte de turcos, eslavos o italianos también se contaban griegos. Su única paga sería el botín que pudieran conseguir durante el saqueo en caso de victoria.

El Sultán pretendía aprovechar su superioridad numérica para superar la resistencia de los defensores. Así había preparado una serie de ataques en cadena para agotar las fuerzas de los defensores. A su vez los ataques no se producirían en un sólo punto, sino que los muros serían atacados desde varios puntos a la vez, lo cual obligaría a los defensores a repartir sus fuerzas a lo largo de las murallas.

El grueso de los ataques se concentró en el punto más débil de los muros terrestres, Mesoteichion, sobre el que también disparaban los cañones otomanos. El primer asalto que duró más de dos horas, tal como se esperaba, no logró vencer la resistencia de Giustiniani y sus hombres acompañados de los mejores soldados griegos, que defendían ese punto crítico, pero si había conseguido dejar a los defensores exhaustos y con poca munición.

Tras la retirada de los Bashi-Bazouk empezó el segundo asalto, esta vez por parte de soldados de la Anatolia, que fue seguido por un tercero, el de los jenízaros, la fuerza de élite del ejército otomano, tal vez la mejor infantería de la época. El asalto parecía un flujo continuo de atacantes, que parecían venir de todos los lados con arietes, catapultas, cañones... que hicieron que al final secciones de los muros empezaran a ceder. Los primeros en conseguir atravesarlos fue un grupo liderado por Ulubatli Hasan, que consiguió hacerse fuerte en una torre de la parte noroeste de la muralla de la ciudad y colocar allí su bandera. Aunque no consiguieron penetrar en la ciudad, por lo que aunque esta acción supuso un buen golpe en la moral de los defensores, ni mucho menos fue decisivo.

Mientras, Constantino y Giustiniani dirigían los defensores situados en el espacio entre el muro exterior y el interior en la zona de la puerta de Kerkoporta. Genoveses y griegos luchaban juntos hasta que Giustiniani fue herido de gravedad, teniendo que ser evacuado de manera apresurada a un barco. Los intentos del Emperador de convencerlo para que no abandonara el campo de batalla resultaron inútiles. Su evacuación causó momentos de confusión y tal como había temido Constantino, sus hombres huyeron tras él. De esta manera los bizantinos quedaron solos defendiendo el muro exterior.

Los turcos viendo este desconcierto decidieron atacar con más fuerza, quedando los defensores rodeados y viéndose superados decidieron huir por la pequeña puerta de Kerkoporta, que antes había sido usada para evacuar a Giustianiani, pero fueron masacrados y la puerta quedó abierta. Unos cuantos soldados turcos aprovecharon la ocasión y consiguieron entrar por ella y abrieron las puertas principales desde dentro. Hay otras versiones un tanto contradictorias para explicar porque la puerta estaba abierta, desde que fue por un mero descuido o una traición.

Se dice que el Emperador Constantino sin escuchar las súplicas de sus consejeros que le imploraban que se salvara, lideró la última carga contra los turcos luchando hasta el final tal como había prometido a Mehmed II en la puerta de San Romanus, donde fue visto vivo por última vez. Se desconoce con exactitud que le ocurrió, algunos cronistas afirman que su cadáver fue decapitado y su cabeza fue paseada por la ciudad. Otros sostienen que fue enterrado con honores en Constantinopla, mientras que otros afirman que los turcos fueron incapaces jamás de reconocer su cadáver y habría sido enterrado de forma anónima en una fosa común, lo cual no sería de extrañar pues el Emperador conociendo el deseo de los turcos de capturarlo podría haberse despojado de sus ropajes reales y haber luchado hasta el final vestido como un defensor cualquiera.

La muerte del último emperador bizantino también sirvió de inspiración a numerosos relatos y leyendas, una de ellas nos cuenta que un ángel lo rescató justo cuando los otomanos entraron en la ciudad, convirtiéndolo en un estatua de mármol que colocó en una cueva, donde espera un día volver a la vida. Otros prefirieron creer que no habría muerto sino que seguiría vivo, lo cuál alentaba las esperanzas que un día la ciudad volviera a manos cristianas. En cualquier caso se cree bastante probable que muriera en el frente, pese a que nadie de su entorno sobrevivió para relatar los últimos momentos del último Emperador.

Giustiniani también moriría días más tarde en la isla de Quíos, isla en la que se encontraba anclada la prometida escuadra veneciana esperando los vientos favorables que nunca llegaron. Algunos cronistas venecianos, anti-genoveses, intentaron manchar su memoria diciendo que simplemente había huido por cobardía lo cuál generó un cierto conflicto diplomático entre Génova y Venecia.

En la ciudad sin su emperador y sin el líder genovés, algunos grupos aislados aún intentaban resistir luchando de manera desesperada y heroica, como fue el caso una compañía de marineros de Creta, que resistieron en tres torres cerca de la entrada del Cuerno de Oro hasta bien entrada la tarde. Cuentan, que los turcos en reconocimiento a este comportamiento heroico les permitieron abandonar la ciudad libres.

Pero toda la resistencia fue inútil, y la misma tarde del 29 el Sultán Mehmed II hizo su entrada triunfal en la ciudad. Delante de él había enviado una guardia para proteger los edificios más importantes de la ciudad, pues no quería establecer su nueva capital sobre una ciudad en ruinas. Cuando este ejército llegó a Santa Sofía, se encontraron con una multitud desesperada encerrada buscando la última protección divina. Cuenta otra leyenda que al entrar los primeros soldados en la catedral, dos sacerdotes que estaban dirigiendo la eucaristía desaparecieron repentinamente, pero sólo hasta el día que Constantinopla vuelva a manos cristianas, aquel día volverán.

Sea leyenda o no, el resto de la congregación no corrió la misma suerte, sino que fueron separados en grupos buscando primero los jóvenes, los ricos y las mujeres hermosas, otros como los viejos y algunos niños fueron ejecutados en el acto. Por toda la ciudad se podían ver los soldados entregados al saqueo llegando a pelear unos con otros por mujeres o por el botín.

También ese mismo día 29, la catedral de Santa Sofia fue convertida en mezquita. La ahora mezquita, antes catedral, escapó del saqueo al que se sometió la ciudad. En un inicio este saqueo tenía que alargarse durante tres días, sin embargo Mehmed cambió de opinión tras ver que los destrozos de sus tropas y sólo duró 24 horas. Lamentablemente para entonces la mitad de los 50,000 habitantes que había en la ciudad ya habían sido violados, asesinados o esclavizados. Los que aún permanecían libres recibieron autorización para continuar residiendo en la ciudad, pero bajo la autoridad espiritual de un nuevo patriarca designado por el sultán.

Tras la caída de la ciudad, sobrevivieron unos años más un par de enclaves bizantinos aislados. Uno de ellos fue la fortaleza de Mystras en el Peloponeso, donde los hermanos de Constantino, Tomás y Demetrio gobernarían enfrentados el uno con el otro hasta 1460, año en que también fue tomada por Mehmed. La última porción de Bizancio en caer, sería el Imperio de Trebisonda, un estado bizantino independiente en la costa del Mar Negro, que nació después de la Cuarta Cruzada y sobrevivió hasta el 1461.

Muchos historiadores consideran la caída de Constantinopla como el evento que marcó el final de la Edad Media y propicio el inicio del Renacimiento, en parte debido a la huida hacia Occidente, en especial Italia, de muchos griegos con sus conocimientos y documentos. Los que optaron por quedarse en la ciudad se concentraron en los distritos de Phanar y Galata. Algunos de ellos llegaron a ocupar importantes puestos de consejero de los sultanes y precisamente por eso eran visto por otros griegos como unos traidores.

La caída supuso la desaparición del último vestigio del Imperio Romano y causó una gran conmoción en Occidente, pues se temía que fuera el principio del fin del cristianismo. Por lo que el Papa llamó a un contra-ataque inmediato en forma de cruzada pero unas naciones por falta de recursos otras por conveniencia declinaron participar. Con Constantinopla y el Bósforo bajo dominio musulmán el comercio entre Europa y Asia declinaría súbitamente hasta el descubrimiento de rutas alternativas por parte de españoles y portugueses.

La muerte del Imperio Bizantino supuso el nacimiento de otro imperio, el Otomano.

PS: Como curiosidad, muchos griegos aún consideran el Martes, el día de la semana que Constantinopla cayó, como el día más desafortunado de la semana.


 


Autor: Oznerol-1516, 23/Sep/2009 18:38 GMT+1:


 

Veamos, comentemos cosas:

-Primero: Curiosamente las grandes bombradas otomanas que demolieron con sus grandes proyectiles de mármol, piedra y hierro las murallas de Teodosio (Que contaban con varios niveles de defnsa;el foso, el parateichon [Pequeño murete que rodeaba el foso pero resguardaba de los proyectiles], el muro exterior, el peribolos [El camino de guardia y espacio entre el muro exterior y el siguiente nivel de defensa] y el muro interno, además estaba jalonado de poderosas torres cuadradas o octagonales) fueron fabricadas por el mejor de los artilleros y maestro de fundición  Urbano el Húngaro, por lo tanto un cristiano.

-Constantinopla estaba fuertemente defendida en toda su longitud, incluyendo un poderoso muro marítimo y puertos fortificados entre los que se incluía el imperial (En esos tiempos estaban en su mayoría descuidados o abandonados, e incluso los muros se hallaban muy deteriorados en su parte marítima), aunque el mayor fuese el Cuerno de Oro, que podía ser cerrado mediante voluminosas cadenas de hierro y otros obstáculos, así quedaba defendido ese entrante de mar que daba a una parte especialmente expuesta e importante de la ciudad. Este obstáculo fue solucionado por Mehmet mediante el desmontado de los barcos, que fueron arrastradosuna larga distancia (Desde el Bósforo) hasta detrás de Gálata y ante la impotente mirada bizantina fueron otra vez montados en el Cuerno de Oro, así la artillería pudo bombardar organismos de gobierno e importante puntos para la defensa, aparte de cercar por completo la ciudad.

-Constantino XI Paleogo tuvo que contemplar impotente como su imperio, bueno en aquel entonces señorío, desaparecía de un plumazo desapareciendo los últimos vestigios de una posible recuperación bizantina mediante la acción de una cruzada. Llegó incluso a plantearse la conversión al catolicismo para que la cruzada se produjese con más premura y alejar de nuevo las tropas turcas, aunque en mi opinión de poco le hubiese servido, puesto que Mehmet venía decidido a conseguir una nueva cpital digna de su imperio para sustituir Edirne, una ciudad en la órbita de la metrópoli. En Osprey Constantino dice: "¿Hay aquí algún cristiano que recoja mi cabeza?". En el momento del asalto final, lo difícil sería averiguar la veracidad de la fuente. También se ha dicho que el emperador pudo morir mientras escapaba. Sin embargo el prestigioso estudioso Joseph M. Walker apunta lo siguiente:

"Viendo todo perdido, Constantino X se desprendó de sus atributos imperiales y se lanzó al combate.Mastarde se halló su cadáver en la Puerta de San Romano (Aproximadamente en el centro del perimetro teodosiano), tan desfiguado que sólo pudo ser reconocido por sus campapagia,borceguíes ojos con águilas bicéfalas bordadas.Su cabeza conservada en sal, fue exhibida por todo el imperio Otomano, com estimonio del triunfo de la Media Luna"

Esta hipótesis me parece más probable, spongo que el emperador, descendiente de una rancia dinastía preferiría conservar algún símbolo de su poder imperial, no creo que cediera un símbolo, cuasi sagrado de su soberanía divina sobre el trono bizantino a un cristiano, me parece harto improbable.

Comentaré más si se me ocurre y si tengo tiempo os pongo un texto de Miguel Critóbulo, un cristiano renegado al servicio de Mehmet que recogió detalladamente todos los detalles del saqueo.

Saludos



Autor: AzteK_2412, 23/Sep/2009 19:01 GMT+1:


 

de hecho la artilleria turca tuvo muy poco impacto sobre las murallas, incluso "la gran bombarda" fue inutil durante el asedio, pues ademas de ser extreadamente pesada e impresisa sus proyectiles (enormes rocas) rebotaron varias veces de la muralla (reparada despues de cada disparo), por lo que al final la captura de constatinpla se debio a las estrategias de infanteria, que basicamente fueron oleadas de atacantes cada determinado tiempo con el fin de desgastar a los defensores inferiores en numero.

 

en cuanto a la muerte de constantino, creo haber dicho lo mismo que expone oznerol, quiza lo expique mal?? 

 

Cita:

Se dice que el Emperador Constantino sin escuchar las súplicas de sus consejeros que le imploraban que se salvara, lideró la última carga contra los turcos luchando hasta el final tal como había prometido a Mehmed II en la puerta de San Romanus, donde fue visto vivo por última vez. Se desconoce con exactitud que le ocurrió, algunos cronistas afirman que su cadáver fue decapitado y su cabeza fue paseada por la ciudad. Otros sostienen que fue enterrado con honores en Constantinopla, mientras que otros afirman que los turcos fueron incapaces jamás de reconocer su cadáver y habría sido enterrado de forma anónima en una fosa común, lo cual no sería de extrañar pues el Emperador conociendo el deseo de los turcos de capturarlo podría haberse despojado de sus ropajes reales y haber luchado hasta el final vestido como un defensor cualquiera.

La muerte del último emperador bizantino también sirvió de inspiración a numerosos relatos y leyendas, una de ellas nos cuenta que un ángel lo rescató justo cuando los otomanos entraron en la ciudad, convirtiéndolo en un estatua de mármol que colocó en una cueva, donde espera un día volver a la vida. Otros prefirieron creer que no habría muerto sino que seguiría vivo, lo cuál alentaba las esperanzas que un día la ciudad volviera a manos cristianas. En cualquier caso se cree bastante probable que muriera en el frente, pese a que nadie de su entorno sobrevivió para relatar los últimos momentos del último Emperador.

lo mas interesante del asedio de constantinopla fue presisamente el ultimo dia, el dia de la muerte de constantino, y el asalto al cuerno de oro, una estrategia tan impensable como efectiva, a mi parecer solo una gran genio militar se le hubiera ocurrido pasar sus barcos por tierra; cualquier general contemporaneo hubiera seguido el patron medieval tradicional y utilizar torres de asedio, escaleras y pontones; asi como un numero exagerado de atacantes.

 

un saludo =)


Autor: TonhoHistoria, 24/Sep/2009 02:00 GMT+1:


 

Normalmente, se dice que América se descubrió porque se interrumpió la ruta de la seda al caer Constantinopla...

... sin embargo, el historiador francés Braudel propuso... ¿Y si la búsqueda de nuevas rutas hizo que Occidente prestara menos atención a Constantinopla y por esto acabó cayendo?

Tachán tachán... jej..


Autor: AzteK_2412, 24/Sep/2009 15:27 GMT+1:


 

Escrito originalmente por TonhoHistoria

Normalmente, se dice que América se descubrió porque se interrumpió la ruta de la seda al caer Constantinopla...

... sin embargo, el historiador francés Braudel propuso... ¿Y si la búsqueda de nuevas rutas hizo que Occidente prestara menos atención a Constantinopla y por esto acabó cayendo?

Tachán tachán... jej..


quzas fue un poco de las dos, pues parece que algunos europeos si estaban interesados en rescatar constantinopla, mientrs que otros buscaban otra ruta, como españa, inglaterra, alemania, etc. paises que les saldira mas barato rodear el globo que seguir atravezando medio mundo, quiza por eso solo genova y venecia pretendia ayudar (aunque no consiguieron llegar a tiempo), de cualquier forma constantinopla acabaria callendo tarde o temprano al igual que jerusalem, pues quedaba muy lejos de sus aliados y demasiado cerca de sus enemigos


Autor: Hasting, 03/Oct/2009 22:52 GMT+1:


 

Saludos a todos:

 

Sobre la muerte de Constantino hay tres versiones de personas que tuvieron información de primera mano:

Georges Sphrantzes quien afirma que el emperador se despojó de sus insignias y se arrojó al combate. Su cadaver sería reconocido por los borceguies carmesis privativos del emperador con las aguilas grabadas.

El cardenal isidoro, quien onsiguiño escapar disfrazaado de mendigo a traves de Creta y que por carta al Papa informaba de la muerte del emperador. coincide con la anterior versión y afirma que el cadaver fue decapitado y la cabeza presentada al sultan quien la envió a Adrianapolis.

Niccolo Segundino, veneciano originario de Eubea que cayó prisionero de los turcos despues de los hechos y que relató al rey Alfonso V de Aragón el 25 de julio de 1454. Su versión coincide con la de Isidoro excepto en que la cabeza fue enviada como presente al sultan de Egipto.

Hay una cuarta versión de Makarios Melissenos que no se tiene en cuenta por estar escrita en el siglo XVI .

Durante el siglo XIX surgió una historia inventada con fines de sacar dinero a los turistas de la época y consistente en que el cuerpo del emperador Constatino fue enterrado en una capilla del al iglesia de Santa Teodosia, actual mezquita de Gül Camii.

En medio de un combate el despojarse de los simbolos para no ser identificado es algo muy común entonces y ahora pero el encontrar calzado en ese momento no es tan fácil por lo que la versión de que se identificó el cuerpo por el calzado tan caracteristico - solo los emperadores podían usarlo y ese privilegio fue usurpado por los Papas. personalmente prefiero pensar que su cadaver yace junto con los demás caidos en la defensa de la ciudad.

Saludos


Autor: antueva, 06/Oct/2009 23:01 GMT+1:


 

muy buen post, me interesa mucho el ultimo dia de la capital constantina, por ello es el tema inicial de la novela historica que en estos momentos escribo, aunque, el personaje que me interesa de la trama es mas bien el genoves Giustiniani Longo, hueco en la muralla kerkaporta y su huida y muerte tras la batalla....Quizas de no haber resultado herido, los griego y genoveses hubiesen podido superar ese día marcado a fuego por mehmet.. de longo apenas he podido tener mas datos de su biografia, y solo sus actuaciones como mercenario, su fe en el cristianismo y su odio ante lo infiel dan informacion sobre su caracter. Espero saber si conoceis bibliografia sobre dicho personaje, sobre atanasio II, patriarca y lider religioso del momento...muchas gracias de antemano


Autor: AzteK_2412, 08/Oct/2009 01:30 GMT+1:


 

lo siento, pero lo que se sobre atanasio II es quiza lo mismo que ya conozcas, pues la verdad la edad media no es mi punto fuerte, sin embargo me llaman mucho la atencion los asedios medievales y la estrategia que conllevan.

 

un saludo y siento no poder ayudar


Autor: FERNAN_GONZALEZ, 10/Nov/2009 20:58 GMT+1:


 

Bizancio es un gran tema historico para mi, no en vano he visitado la ciudad en mas de 8 ocasiones pues desde la primera me engancho como si de una droga se tratara. Es mas, convenci a mi novia, ahora mi esposa, que pasaramos parte de la luna de miel alli....

Recomiendo muy encarecidamente como ha dicho el forero Oznerol-1516

al historiador Joseph M. Walker y su libro Historia de Bizancio, es mitad historia y mitad arte Bizantino que no es moco de pavo, pero he de decir , y no me averguenzo , que en su ultima parte, cuando relata, el descuido de la puerta de las murallas y la caida asesinato y saqueo de Bizancio, sin olvidar la profanacion de sus templos, llore como un niño...

 

Saludos

 

David


Autor: TlTO, 11/Nov/2009 02:41 GMT+1:


 

Es triste, todo una rica y milenaria civilización se viene abajo. Muchos Imperios conquistaban y eran asimilados por las particularidades locales, pero desde luego el Imperio Otomano, de grandes virtudes por otra parte, no puede considerarse una extensión de la destruida civilización greco-latina, que es la base de nuestra propia civilización occidental. Lo curioso es que en la propia Estambul de hoy día puede notarse una especie de mezcla entre dos mundos, el occidental y el oriental. Puede que el cuerno de Africa infunda esa particularidad a todo el que se ha asentado allí. Pero me temo que es más una particularidad reciente de la gente jóven.


Autor: Oznerol-1516, 11/Nov/2009 17:37 GMT+1:


 

Escrito originalmente por FERNAN_GONZALEZ

al historiador Joseph M. Walker y su libro Historia de Bizancio, es mitad historia y mitad arte Bizantino que no es moco de pavo, pero he de decir , y no me averguenzo , que en su ultima parte, cuando relata, el descuido de la puerta de las murallas y la caida asesinato y saqueo de Bizancio, sin olvidar la profanacion de sus templos, llore como un niño...

 

Saludos

 

David

Tranquilo no es raro yo también solté unos lagrimones inmensos...